Categoría: Asiáticas

Le di duro a esa rica chinita

Pruebo a una chinita y su coño

La verdad es que nunca he probado el sexo con una chica oriental, hasta que junto a mi casa, se mudo una familia de ellos. Destacaba una joven chinita preciosa que según parece, nunca ha estado con un hombre. Pero eso hoy va a acabar porque, tras invitarla a mi casa a solas para conocerla mejor, le ofrecí mi polla para que se estrenase como es debido.

Asiáticas

La modelo asiática estrena su coño

Modelo asiática desvirgada

Tocaba sesión de fotos y esta joven modelo asiática posó de un modo muy natural. Pero tras acabar, quiso relajarse un rato charlando con el fotógrafo, aunque este lo que menos quería era hablar. Lo que acabó pasando, es que se puso a meterle mano y acabó probando su coño peludo, el cual desvirgó con su rabo mientras ella gozaba de sus primeros orgasmos.

Asiáticas

Vaya con la colegiala japonesa!!

Colegiala japonesa se desmelena

Aunque tenía en mente ponerme al día con la lección de hoy, no podía resistirme a la colegiala japonesa y a esa falda tan sexy que llevaba encima. Lo que pasa es que siempre pensé que era una chica muy formal y que me sería imposible convencerla para tener sexo… pero me equivocaba. A solas con ella en el salón, la muy zorra no dudó en bajarse las bragas y pedirme que la desvirgase allí mismo, algo que acabé haciendo encantado.

Asiáticas

Al fin pruebo su coño oriental

Desvirgada por un cachas

Tuve la oportunidad de probar el coño oriental de mi novia asiática, pero me dijo que aun era virgen y que quería esperar. Respeté su decisión, pero ya estaba un poco al límite y necesitaba follármela como fuese. Hasta que al fin, me llamó para que fuese a su casa y me recibió en ropa interior, lista para desvirgarse y para recibir mi polla dura bien dentro.

Asiáticas

La vecina asiática llegó para estrenarse

Estreno a la vecina asiática

Tengo un hijo adolescente que un día, me comentó que la vecina asiática aun es virgen. La chica está como un tren y sus rasgos orientales me ponen muchísimo y por eso, decidí hacer algo para acabar con su virginidad. La llamé para que viniese a mi casa y ella pensó que sería para encargarle algún recado, pero lo que terminé ofreciéndole, fue mi rabo que ella aceptó encantada y probó en su coño oriental, el cual al fin supo lo que era el sexo duro.

Asiáticas

Le doy a mi alumna mi pollón

Pollón para mi alumna virgen

Puede que el aspecto de mi alumna asiática sea de chica inocente, pero según parece, va por el instituto poniendo cachondo a sus compañeros y eso no lo puedo permitir. Por eso, la llamo a mi despacho y le doy un escarmiento un tanto especial… si tanto quiere poner dura las pollas de los chicos, ahora tendrá que soportar mi pollón negro, que estrena su coño y le quita la zorrería de encima.

Asiáticas

Gozo con mi primer polvo casero

EPolvo casero en mi estreno

Por culpa de alguna amiga que me confesó que su primera vez fue dolorosa y muy aburrida, he dilatado en el tiempo mi primer polvo casero, por lo que aun soy virgen. Pero cuando al fin me decidí a estrenarme con mi chico, pude comprobar que no tiene por qué ser una mala experiencia, ya que al menos en mi casa, disfruté a pollazos de múltiples orgasmos y ya estoy pensando en repetirlo lo antes posible.

Asiáticas

Ese polvazo deja atrás mi virginidad

Polvazo y estreno para mi coño

Tras cumplir la mayoría de edad, pensé en desvirgarme y estrenar mi coño oriental, pero soy muy tímida y me da algo de miedo que la experiencia no llegue a gustarme. Aun así, ahora tengo novio y no puedo dilatar demasiado el tiempo, así que al fin he decido probar el sexo de una vez. Y la verdad es que, el polvazo que acabó por meterme fue una gozada, donde apenas sentí dolor y los orgasmos me vinieron uno tras otro.

Asiáticas

Sexo en el autobús camino del curro

Sexo en el autobús

La empresa donde empieza a trabajar esta joven becaria japonesa, les ha puesto a ella y al resto de empleados un transporte para que vayan a las oficinas. Ella está algo nerviosa por su primer día, pero por suerte, sus compañeros van a relajarla durante el trayecto. Lo que no esperaba la jovencita asiática, es que fuese con sexo en el autobús, donde acabaron no solo por follársela, sino por desvirgar su coño que aun no había probado un buen rabo.

Asiáticas

Probé a una tailandesa virgen en el hotel

Tailandesa folla en el hotel

La verdad es que supe rentabilizar mi viaje de placer, ya que en él, logré conocer a una preciosa tailandesa. La jovencita era preciosa y estaba muy buena, además de proyectar un morbo brutal con su aspecto oriental. Logré convencerla para subir a mi habitación y, aunque me advirtió de su virginidad, terminó por ofrecerme su coño y la verdad es que supo moverlo como nadie sobre la cama.

Asiáticas