Entregué mi culo hasta gritar de dolor

Entregue culo hasta gritar

Al llegar al piso de mi novio, lo pilé haciendo pesas y eso me puso muy cachonda. Empezamos a besaronos y a follar, pero a mi no me bastaba con el clásico polvete. Así que me decidí a probar algo nuevo, por lo que finalmente acabé entregandole mi culo para que lo penetrase por primera vez. Lo cierto es que debí practicar un poco con los deditos, porque la enculada me acabó doliendo un poco y no pude evitar gritar de dolor.

⇓ Descargar Vídeo HD
  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *