La babysitter me pidió ser desvirgada

Babysitter quiere estrenarse

Cuando llegué a casa, allí estaba la joven babysitter después de haber cuidado de la casa. Iba a pagarle pero ella me dijo que le acompañase a un dormitorio. Allí me dijo que no me cobraría nada, al menos no en dinero. Ella quería probar el sexo de manos de un tipo experimentado y, cuando la ví desnuda, no tuve más remedio que acceder a sus peticiones y desvirgarla por su coño con toda mi energía.