Abrí el culo virgen de mi alumna

Pruebo el culo virgen de la estudiante

Aunque dirijo un instituto para pijos y gente adinerada, siempre hay algún alumno que de pijo tiene poco. Es el caso de esta rubia que, al parecer, no para de insinuarse por toda la escuela. Es una pervertida y he decido llamarle la atención, pero cuando la tuve en mi despacho, caí en sus garras. La muy zorra me dijo que quería probar el sexo anal por primera vez en su culo virgen y, en ese momento, me empalmé como nunca hasta hacer realidad sus deseos.