Etiqueta: rusas

Colegiala rusa prueba el sexo anal


Llamó a su compañero de clase, para repasar y estudiar el próximo examen. Pero esta colegiala rusa no pudo concentrarse, ya que solo pensaba en follárselo. Eso sí, no quería un polvete convencional, ya que llevaba tiempo pensando en probar el sexo anal. Y cuando se lo comentó a su amigo, éste no pudo negarse ya que el morbo de metérsela por el culo era demasiado grande como para resistirse.

Desvirgadas Anal

Tras la siesta tuve ganas de sexo duro


No me siento preparada para desvirgarme y como mi chico está insistiendo demasiado, tuvimos una discusión bastante fuerte. Tras ella, me fui al sofá a reflexionar y a descansar un poco y cuando desperté, recapacité sobre el tema. Decidí que ya era hora de estrenarme y cuando apareció por el salón, le dije que se bajase los pantalones, para disfrutar juntos de sexo duro.

Pelirrojas

La rusa y su culazo fueron para mi


Las mujeres de Europa del Este me ponen cachondísimo y, cuando conocí a esta guapa rusa, no dudé en ir tras ella. Tras unas citas acabó en mi piso y una vez allí, pude contemplar toda su figura, en especial su culazo. Ella me decía algo y no lograba entenderla pero, viendo lo que vino después, parece que me estaba pidiendo que se la metiese por detrás y le desvirgase el ojete con mi rabo.

Desvirgadas Anal

Al fin mi culito acaba abierto


Tras oír hablar a mis amigas de sus primeras experiencias con el sexo anal, me decidí a estrenar mi culito. Primero lo hice a solas, con juguetes con los que fui preparando mi trasero. Pero nada como el rabo de mi chico para hacerlo y cuando lo sentí por primera vez, me gustó mucho y disfruté de lo lindo con cada embestida que me iba metiendo.

Desvirgadas Anal

Desvirgo el ojete de mi tímida novia

Tímida se deja encular

Estamos empezando a salir y mi chica aun se muestra algo tímida conmigo. Pero hoy acabaré con todo eso, ya que a solas en mi piso, empezamos a besarnos y todo ello nos llevó a practicar sexo. Pero en lugar de la típica follada, fui a por más y terminé metiéndole mi rabo por su culito, en su primera experiencia anal que parece que disfrutó y mucho.

Desvirgadas Anal

Entrego mi coño depilado por primera vez

Desvirgada por mi coño depilado

Aunque no lo comentamos, estaba claro que cuando quedé con mi novio en su casa, ambos sabíamos que terminaríamos follando y desvirgándonos. Así que para la ocasión, dejé mi coño depilado y listo para su rabo, el cual me dio un placer brutal, mientras yo gozaba abierta de piernas en el sofá.

Morenas

La pongo a cuatro patas para encularla

A cuatro patas para darle por detrás

Salgo desde hace poco con esta preciosidad de pelo rizado. La chica es un encanto, pero tiene un lado de zorra que es una maravilla. Tanto es así, que hoy logro que se ponga a cuatro patas y me presta su consolador, para ir abriendo su culito. Y es que, quiere estrenarse por detrás y me ha pedido que primero dilate su ano, para después probar mi rabo bien dentro de su ojete.

Desvirgadas Anal

La dulce rusa me pidió ser desvirgada

Rusa pide ser desvirgada

Cuando llegué del curro, me encontré junto a la puerta de mi piso a una joven vecina rusa que vivia justo en frente de mí. La chica necesitaba hablar y confesarme un secreto, que a sus 20 años aún era virgen y necesitaba estrenarse. Por lo visto pensó en mí para ese momento tan especial en su vida y yo, ante tal ofrecimiento, no pude negarme. Es más, para darle más morbo a su desvirgada, decidí colocar un par de cámaras y grabarlo todo en video para tener un bonito recuerdo.

Pelirrojas

Mi alumna rusa quiere que estrene su culo

Alumna rusa quiere anal

Me gano la vida como profesor particular y de momento me va bien. Pero ahora tengo una joven alumna que me tiene muy distraido. Es rusa, morena y está muy buena. La chica apenas tiene 18 años y las hormonas por las nubes. Lo sé porque no para de flirtear, hasta que un día no pudo resistirse y se lanzó sobre mí. Poco pude hacer para resistirme y menos aún cuando la muy zorra me pidió que desvirgase su culo con mi polla.

Desvirgadas Anal

Deja la lección ya y follame el coño

Follame el coño

Mi madre ha decidido pagar a uno de mis vecinos, un chico universitario, para que me dé clases particulares. Pero yo después de un par de ellas, lo único que quiero es coger su polla y dejarle meterla por mi coño virgen. Hoy estabamos en plena lección, le dije que no queria aprender más y le solté tres simples palabras: “follame el coño”. Ante tal petición, no perdió ni un minutoen desnudarme y desflorarme de una vez en mi cuarto.

Pelirrojas