Etiqueta: sexo casero

Rica colombiana sabe como moverse


A pesar de que aun es virgen, esta colombiana sabe como menear las caderas ya sea en fiestas o con sus amigas. Pero hoy va a moverlas al fin sobre un buen rabo, tras ponerlo bien duro con su sensualidad. Esta preciosa latina logra poner cachondo a su amigo, que no puede evitar empalmarse y ella al verlo, lo tiene claro. Y para que quede constancia, una cámara que el chico agarra como puede, logra registrar la primera follada de esta nueva diosa del sexo.

Latinas

El chochito de la rusa al fin es perforado


Les dijo a sus padres que iba a estudiar en casa a solas, pero en cuanto se fueron, esta joven rusa llamó a su novio para que le hiciese compañía. Aunque más que eso, lo que realmente quería la chavala era desvirgarse de una vez y probar el sexo en su habitación. El chico llevaba tiempo deseando follársela y la verdad es que fue muy paciente, ya que la morena está muy buena y ha sido difícil esperar… aunque viendo como disfrutaron, seguro que mereció la pena.

Morenas

Desayuno y sexo anal en la cocina


Quise comenzar el día con mi chico y fui a verle a su piso para desayunar, antes de irnos a la universidad. Pero en la cocina, los dos terminamos muy cachondos y terminamos follando duro para empezar la jornada. Lo que jamás pensé, es que terminaría con su polla en mi culo, en una sesión de sexo anal que fue la primera de mi vida y que al final, dejó mi trasero algo dolorido, pero muy satisfecho.

Desvirgadas Anal

Desperté con ganas de sexo duro


Tras la cita y la cena, mi chico pensó que acabaríamos follando, pero como aun era virgen, le dije que aun no me sentía preparada, así que nos fuimos a dormir. Pero a la mañana siguiente, me desperté cachonda al ver el empalme que llevaba y como se notaba bajo las sábanas. De repente, tuve ganas de sexo duro, así que decidí que era un buen momento para estrenar mi chochito y le dejé penetrarme con fuerza, comenzando el día de un modo bestial.

Rubias

Tras la siesta tuve ganas de sexo duro


No me siento preparada para desvirgarme y como mi chico está insistiendo demasiado, tuvimos una discusión bastante fuerte. Tras ella, me fui al sofá a reflexionar y a descansar un poco y cuando desperté, recapacité sobre el tema. Decidí que ya era hora de estrenarme y cuando apareció por el salón, le dije que se bajase los pantalones, para disfrutar juntos de sexo duro.

Pelirrojas

Terminé abierta de piernas para mi amigo

Abierta de piernas en mi estreno

Nuestra intención era solo la de estudiar, o al menos la mía y estaba haciéndolo hasta que mi amigo empezó a acariciarme. Logró llamar mi atención y, como aun estaba por estrenarme, decidí probar el sexo con él y terminé abierta de piernas en mi casa, disfrutando de su rabo y de la energía que le puso en mi desvirgada.

Morenas

Quiero ese pollón para estrenarme

Un pollón para desvirgarme

Llevaba un tiempo fijándome en uno de los amigos de mi hermano y, cuando se quedó en casa a dormir, no dudé en ir a por él. Y es que, estaba deseosa por desvirgarme y necesitaba un pollón experimentado para estrenarlo. Así que le esperé en la cocina cuando fue a desayunar, tentándole y logrando ponerle cachondo, hasta recibir mi deseada follada.

Rubias

Es la primera polla que pruebo

Primera polla para mi coño

Jamás había probado una polla, pero cada día tenía más ganas de hacerlo y no encontraba la ocasión. Al fin surgió cuando quedé con un compañero de clase para estudiar con el que, tras quedarnos a solas en el salón con los apuntes, me abalancé sobre él dispuesta a desvirgarme y disfrutando de las embestidas que me dio con su rabo que estaba más duro que una piedra.

Morenas

Logré empotrar el culo de mi esposa

Anal con mi esposa cuarentona

Tras muchos años casados y mucho insistirle, al fin he logrado convencer a mi esposa para que me deje follarle el culo. Han sido muchas súplicas y ruegos por mi parte, pero hoy voy a poder disfrutar del sexo anal con ella y pienso darme un buen atracón. Ella jamás lo había probado antes, por lo que intenté ser delicado, pero no pude evitar empotrarla duramente, mientras ella gemía sobre la cama.

Maduras Desvirgadas

Limpio mis pechotes antes de estrenarme

Estreno mi coño y mis pechotes

Estaba mentalizada en desvirgarme ese día, pero antes quería darme una buena ducha y estar bien limpita para mi primera vez. Enjaboné y lavé mis enormes pechotes, los cuales me sirvieron para poner a tono a mi chico y lograr que se empalmase como nunca. Una vez logrado mi objetivo, nos fuimos al sofá y allí me dejé follar el coño a cuatro patas, estrenándome en el sexo de un modo bestial.

Pelirrojas