Etiqueta: sexo casero

Universitaria entrega su chochito a su compañero en casa

Universitaria entrega su chochito a su compañero

Se suponía que habían quedado para estudiar y hacer un trabajo juntos, pero esta guapa universitaria estaba más pendiente de seducirle que de hacer otra cosa. De hecho, tras ofrecerle unas fresas como aperitivo, ella empezó a comerse una y lo hizo de un modo muy sensual. Estaba claro que quería tema y al final, le acabó ofreciendo su coño virgen y se preparó para probar el sexo por primera vez, durante un polvo bestial.

Pelirrojas

Follada casera para estrenar mi coño


Les dije a mis padres que me iba a quedar a estudiar con un amigo, pero era una excusa para enrollarnos juntos en mi cuarto en cuanto no estuviesen. El principio era lo único que íbamos a hacer, pero la cosa pasó a mayores y al final, experimenté mi primera follada casera. Jamás me habían metido una polla, pero me gustó tanto que lo hiciese que ya solo pienso en volver a repetirlo.

Morenas

Despierta que quiero probar el sexo


De vez en cuando, en casa se quedan a dormir algunos de los amigos de mi hermano, tras salir de fiesta la noche anterior y terminar resacosos. Así que una mañana y con unas ganas locas de probar el sexo de una vez, me colé entre las sábanas mientras uno de ellos dormía y le comí la polla. Le desperté y se quedó de piedra al ver lo que le estaba haciendo, siguiéndome el juego hasta complacer mis deseos de estrenarme.

Morenas

Meneó su coño virgen como una profesional


Parece mentira que esta rusa no haya probado el sexo hasta ahora y que su coño virgen no haya probado polla. Y es que cuando al fin se decidió a estrenarse en un polvo, demostró llevar en la sangre el espíritu de golfa. La chica dejó a su novio casi sin aliento, ya que meneó sus caderas como una fiera, corriéndose de gusto y sin parar de disfrutar con esa primera follada casera, donde dejó claras las ganas que tenía de rabo.

Rubias

Estrena a la estudiante con su rabo


La hermana de un amigo le pidió ayuda para preparar unos exámenes, así que este chico acudió a casa de la estudiante para echarle una mano. Pero en realidad, la golfilla lo que que necesitaba de él era su experiencia en el sexo, ya que es virgen y quiere estrenarse con un chico que sepa como follar. Por eso en cuanto estuvieron a solas, la muy golfa se le puso a cuatro patas y no tardó en pedirle sexo duro en su cuarto.

Rubias

Rica colombiana sabe como moverse


A pesar de que aun es virgen, esta colombiana sabe como menear las caderas ya sea en fiestas o con sus amigas. Pero hoy va a moverlas al fin sobre un buen rabo, tras ponerlo bien duro con su sensualidad. Esta preciosa latina logra poner cachondo a su amigo, que no puede evitar empalmarse y ella al verlo, lo tiene claro. Y para que quede constancia, una cámara que el chico agarra como puede, logra registrar la primera follada de esta nueva diosa del sexo.

Latinas

El chochito de la rusa al fin es perforado


Les dijo a sus padres que iba a estudiar en casa a solas, pero en cuanto se fueron, esta joven rusa llamó a su novio para que le hiciese compañía. Aunque más que eso, lo que realmente quería la chavala era desvirgarse de una vez y probar el sexo en su habitación. El chico llevaba tiempo deseando follársela y la verdad es que fue muy paciente, ya que la morena está muy buena y ha sido difícil esperar… aunque viendo como disfrutaron, seguro que mereció la pena.

Morenas

Desayuno y sexo anal en la cocina


Quise comenzar el día con mi chico y fui a verle a su piso para desayunar, antes de irnos a la universidad. Pero en la cocina, los dos terminamos muy cachondos y terminamos follando duro para empezar la jornada. Lo que jamás pensé, es que terminaría con su polla en mi culo, en una sesión de sexo anal que fue la primera de mi vida y que al final, dejó mi trasero algo dolorido, pero muy satisfecho.

Desvirgadas Anal

Desperté con ganas de sexo duro


Tras la cita y la cena, mi chico pensó que acabaríamos follando, pero como aun era virgen, le dije que aun no me sentía preparada, así que nos fuimos a dormir. Pero a la mañana siguiente, me desperté cachonda al ver el empalme que llevaba y como se notaba bajo las sábanas. De repente, tuve ganas de sexo duro, así que decidí que era un buen momento para estrenar mi chochito y le dejé penetrarme con fuerza, comenzando el día de un modo bestial.

Rubias

Tras la siesta tuve ganas de sexo duro


No me siento preparada para desvirgarme y como mi chico está insistiendo demasiado, tuvimos una discusión bastante fuerte. Tras ella, me fui al sofá a reflexionar y a descansar un poco y cuando desperté, recapacité sobre el tema. Decidí que ya era hora de estrenarme y cuando apareció por el salón, le dije que se bajase los pantalones, para disfrutar juntos de sexo duro.

Pelirrojas