Por dinero soy capaz de dejarme estrenar

Desvirgada por dinero

La universidad está cara y además, conseguir trabajo es tarea casi imposible. Mientras paseaba un día, un turista se me acercó y comenzamos a hablar. Empezó a decirme lo guapa y sexy que era, hasta que de repente me hizo una propuesta. Es un salido que quiere sexo por dinero y me ofreció una buena pasta por ello. No lo tenía claro, sobre todo porque nunca había estado con un chico, pero la necesidad manda. Así que después de chupársela en el coche, nos fuimos a su piso y allí acabé dejándome desvirgar por mi dulce coño.