Categoría: Pelirrojas

Grabé mi primera follada casera


Tras unas cuantas citas, pensé que era el momento de probar el sexo y una tarde, acabé en el piso de mi nuevo ligue dispuesta a tener sexo y a estrenar mi chochito pelirrojo. Pero él es muy juguetón y quiso grabarlo todo en vídeo, así que no solo acabé desvirgándome ese día, sino que encima lo hice en una follada casera que grabamos juntos y que sin duda, fue de lo más excitante practicar con una cámara grabándome.

Pelirrojas

El masajista destrozó mi coño


Unas amigas me recomendaron que visitase a un masajista, ya que me iba a servir para relajarme y despejar la mente de los exámenes en la universidad. Pero al ver lo cachas que estaba, por mi mente pasó la idea de follármelo y de paso, estrenarme en el sexo. Pero no tuve que imaginar demasiado, ya que se ve que mi piel suave y mi pelo cobrizo se la puso muy dura y al final, terminó por echarle un buen polvo a mi chochito.

Pelirrojas

Trío interracial para estrenar su coño


Para pagarse la universidad, esta pelirroja se dedica a dar clases particulares y hoy, han llegado dos mulatos listos para aprender. Pero al final, fue ella la que acabó sabiendo algo nuevo y lo hizo gracias al trío interracial que le metieron. Y es que aun era virgen, pero pronto dejaría de serlo y a lo bestia, gracias a los dos pollones enormes que terminaron por penetrar ese chochito y que tanto placer le dieron.

Pelirrojas

Decidí estrenarme en un casting porno


Cuando leí el anuncio en internet, pensé que lo que buscaban eran futuras modelos, pero al parecer se trataba de un casting porno, en el que buscaban a chicas para follar ante las cámaras. Yo aun era virgen, pero tras pensármelo un poco, decidí participar. Así podría estrenarme con un hombre experimentado que supiese como darme placer y de paso, ganarme un dinerito que no me vendrá nada mal para mi nueva etapa en la universidad.

Pelirrojas

El sexo se convirtió en mi adicción


Siempre oía como mis amigas hablaban de su primera vez, mientras yo aun me lo pensaba y conservaba mi virginidad. Hasta que un día decidí probar el sexo con un chico y lo disfruté de un modo bestial. Me corrí varias veces y pude sentir un rabo en mi coño, que me acabó convirtiendo en toda una ninfómana. Y es que ahora, no puedo parar de follar y no hay hombre con el que no quiera tener un rato de folleteo intenso en la cama.

Pelirrojas

Gorda pelirroja al fin prueba polla


Debido a su peso y a no tener una cintura de avispa, esta gorda pelirroja no ligaba nada y encima, aun estaba pendiente de probar el sexo por primera vez. Estaba desesperada hasta que un día yendo de compras, vio como un chico se fijaba en ella. Se mostró muy simpático y decidió invitarle a su casa cuando sus padres no estaban, dispuesta a entregarle su coño y disfrutando finalmente de su primera vez con un hombre.

Pelirrojas

Me moría por estrenarme con un negro


Puestos a estrenar mi coño, quería que fuese con un polvo especial y si era posible, con un buen semental negro. Y es que el sexo interracial me llama, sobre todo por esos enormes rabos tan grandes y que tanto placer parecen dar. Así que en cuanto me surgió la ocasión, no dudé en aprovecharla y en lugar de asustarme por su tamaño, la probé con mucho gusto y al final, pude decir que mi primer vez fue con un rabo bien gordo.

Pelirrojas

Obesa se estrena gracias al vecino


Parece que sus kilos de más no la ayudan a encontrar a un chico, al menos a uno que desvirgue su chochazo. Pero por suerte, esta joven obesa ha encontrado en el vecino la solución para estrenarse de una vez en el sexo. Al tipo le gustan gorditas y una tarde, acudió a su casa para hacerle el favor de su vida, penetrándola a conciencia en el sofá y haciendo que se corra de gusto con su primera polla.

Pelirrojas

Muevo mis nalgas como una profesional


No hace mucho que salgo con mi primer novio en serio y se de buena tinta que él me tiene muchas ganas, ya que se pasa el día acariciándome y sobando mis nalgas. Hasta ahora me ha respetado, ya que aun soy virgen y no me he sentido preparada, pero alguna vez tenía que estrenarme y al final, ocurrió esa tarde. Tras ponerle cachondo con mi culito, nos fuimos a la cama y lo meneé como nunca, en una follada que incluso le dejé grabar con el móvil como recuerdo.

Pelirrojas

Pruebo el sexo y de paso gano dinero


Estaba mirando mi móvil en el parque, cuando un desconocido se me acercó con una propuesta que hacerme. Al parecer, buscaba una chica con la que grabar porno y pensó en mí para ello, a pesar de que aun no he probado el sexo. Yo no estaba por la labor, pero cuando me comentó lo que iba a pagarme, no dudé en chupársela allí mismo y en irme a su casa, donde rematamos la faena con una buena follada juntos.

Pelirrojas