Acude sin depilar a su cita y se desvirga a cuatro patas

Acude sin depilar y se estrena a cuatro patas

No se pudo depilar para su cita, pero aun así acudió pensando en la posibilidad de estrenarse en el sexo. Cuando la cosa se puso cachonda, la japonesa acabó zampándose su rabo y pronto se abrió de piernas, mostrándole todo ese coño peludo en la cama. A otros les hubiese dado algo de repelús, pero este chico fue valiente y se puso manos a la obra con esa zorra asiática.