Categoría: Maduras Desvirgadas

El granjero destrozó un culo maduro junto al establo

Granjero destrozó un culo maduro

Como cada día, este granjero acudió a su establo para limpiarlo y cuidar de sus tierras. Pero su vecina madura al verlo, decidió acercarse y por sorpresa, empezó a meterle mano. Llevaba tiempo detrás de él y de hoy no iba a pasar sin echarle un polvo. Lo que pasa es que la señora tenía ganas de algo nuevo y al final, logró probar la primera enculada de su vida hasta terminar con su ojete bien abierto en medio del campo.

Maduras Desvirgadas

Cuarentona abre su estrecho culo por primera vez

Cuarentona abre su estrecho culo por primera vez

A pesar de ser una mujer experimentada, esta cuarentona nunca ha probado el sexo anal y hoy, se dispone a hacerlo por primera vez por detrás. La señora queda con su joven amante y a espaldas de su marido, llegando incluso a grabar un vídeo casero con él de dicha experiencia. El chaval lubrica bien su trasero y ella, termina gozando de la experiencia mientras deja que embista su culito hasta el fondo.

Maduras Desvirgadas

Madura en lencería prueba su primer anal


Uno puede pensar que tras muchos años en los que el sexo ha sido una constante, esta madura ya habría probado de todo… pero no es así. Jamás se ha atrevido a probar el sexo anal, por miedo a que fuese doloroso y a no disfrutar de la experiencia. Pero hoy ha decidido atreverse y con su lencería más sexy, se prepara para gozar de un buen rabo por detrás, el cual abre su trasero a cuatro patas, mientras ella gime de gusto con esa primera enculada.

Maduras Desvirgadas

La enculada terminó con una corrida anal


El divorcio le ha sentado de lujo a esta milf, que ahora aparece radiante y luciendo modelitos que resaltan su figura. La madura tiene un cuerpazo y lo aprovecha para seducir a un chico más joven que ella, con el que queda en su piso. Quiere hacer todo eso que en su matrimonio no pudo y una de sus fantasías, es experimentar una buena enculada. Al fin consigue su objetivo y su culo termina bien abierto, algo que acaba de la mejor manera y es con su ojete chorreando lefa tras la corrida.

Maduras Desvirgadas

Quiero que el masajista me encule


Se que mi marido no aprueba que haya contratado a un joven masajista, pero lo necesito y mucho. Lo que pasa es que es un chico joven y con él, me pongo cachonda al imaginarme como debía ser el sexo. Se que también le pongo a tono y por eso, un día le recibí desnuda y con mi cuerpazo maduro mojadito, hasta lograr ponérsela bien dura. Y cuando eso pasó, no lo dudé y decidí probar algo que jamás había hecho: el sexo anal.

Maduras Desvirgadas

Sexy divorciada prueba a ser enculada


Después de muchos años casada, esta cuarentona ha decidido poner fin a su matrimonio de una vez por todas. Ahora que está divorciada, puede ligarse y follar con quien le de la gana, además de probar cosas que con su marido fue incapaz de hacer. Una de ellas es la de practicar sexo anal, algo que nunca probó y que junto a su nuevo ligue, se prepara para practicar hasta terminar con su trasero bien abierto.

Maduras Desvirgadas

Quise que mi culo probase un buen rabo


Tras muchos años casada, he terminado por dejar a mi marido y ahora, pienso follarme a todo lo que se mueva y a experimentar lo que haga falta. Ahora lo que deseo es probar una buena polla por el culo y para ello, nada como un hombre joven y enérgico que me lo haga. Quedé con él en su piso y le dejé probar mi trasero, en lo que fue el primer anal de mi vida y que al final, gocé de lo lindo.

Maduras Desvirgadas

Encula a la suegra delante de su novia


El nuevo novio de su hija le gusta mucho y como pensaba que estaban a solas en casa, la suegra empezó a tirarle los trastos, algo que al chico le acabó gustando. La verdad es que la madura no estaba mal y al final, le siguió la corriente hasta tener sexo juntos. De hecho, la señora le pidió sexo anal ya que jamás lo había probado y mientras abría su ojete, la novia del chico e hija de la milf apareció y les pilló in fraganti, aunque no pararon de darle duro al polvo en el sofá.

Maduras Desvirgadas

Su follamigo la embiste por el culo


Puede que la señora ya tenga una edad, pero hasta ella tiene a su follamigo para que, de vez en cuando, le de bien duro cuando su marido no está en casa. De hecho, en su último encuentro la madura quiso hacer algo que jamás había probado y que como mucho, lo hizo con un consolador. Y es que al verlo a él y a su polla dura, sintió la necesidad de probar el sexo anal y sin dudarlo, se puso a cuatro patas para dejarle metérsela por el ojete.

Maduras Desvirgadas

Milf francesa abre su culo a lo bestia


Aunque en casa ha practicado con consoladores, esta francesa de unos 40 años quiere probar un rabo por detrás, así que se apunta a un casting y se prepara para lo que se le viene encima. Primero empiezan con un folleteo vaginal de lo más rutinario, pero pronto la señora quiere que la enculen y finalmente, consigue su objetivo. Es más, cuando tiene el trasero bien abierto, hasta se atreve a probar a la vez la polla del chico y el consolador, dilatando su ojete como nunca lo había hecho.

Maduras Desvirgadas